Cuidados del bonsái de Junípero

¡Bienvenidos a otro post en Cuida tu Bonsái! En esta entrega nos centraremos en los cuidados del Bonsái de Junípero. Esta especie, junto con el Ficus, es de las más adquiridas en todo el mundo cuando se encuentran en un nivel principiante ya que su cuidado es relativamente sencillo. Una de las cosas más atractivas de esta especie es la variedad de su follaje, acaparando tonos como el azul oscuro y los verdes de diferentes intensidades. En este post explico muy bien los utensilios o pasos a seguir para el buen cuidado de tu Bonsái.

Al igual que vimos en el caso del de Ficus, este género necesita una gran cantidad de luz solar, pero en este caso no es nada recomendable situarlo en el interior del hogar, por lo que lo mejor es optar por mantenerlo en el exterior.

Continuando con los cuidados del Bonsái de Junípero, se trata de un género al que no es recomendable regar en exceso. Sí debes regarlo regularmente pero no excederte con la cantidad. Durante la época de crecimiento y otoño es importante abonar con frecuencia, reduciendo la regularidad en invierno y épocas de calor extremo.

Respecto a la poda de ramas la mejor época para llevarla a cabo es en otoño, mientras que a sus brotes es recomendable hacerlo en verano. El alambrado para este género es preferible realizarlo de otoño a invierno, y bajo ningún concepto en primavera para no dañar la yema de los nuevos brotes.

¿Cuáles son la plagas más comunes que puede sufrir el Bonsái de Junípero? El moho negro, la cochinilla y la polilla del enebro. Es interesante recordar que a la hora de acabar con una plaga debes elegir un insecticida específico para acabar con ella, no utilices más productos de los recomendados pensando que así acabaras con el problema antes.

¿Te ha sido de utilidad este post sobre los cuidados del Bonsái de Junípero? ¿Conoces algún otro consejo imprescindible que quieras compartir con el resto de usuarios y con nosotros.