Cuidados del Bonsái de Ficus

Los cuidados del Bonsái de Ficus son de los más buscados y demandados por la gente ya que es uno de los tipos más habituales si eres un gran amante de este mundo.

A continuación te comentaremos una serie de condiciones a tener en cuenta si quieres que tu Bonsái de Ficus crezca sano y bonito.

En primer lugar debes saber que el Ficus debe ser regado de manera generosa siempre que notemos que su base esté relativamente seca. Se trata de un género capaz de soportar el exceso de riego al igual que la falta del mismo, pero es imprescindible encontrar un punto medio para que crezca de la mejor manera.

Lo mejor para este género es que le dé el sol, independientemente de si se encuentra en el interior del hogar o en el exterior, es recomendable que se exponga a este tipo de iluminación. Es más, su crecimiento en el interior suele reducirse considerablemente respecto al que logra si se mantiene fuera de casa. El Ficus suele preferir un índice de humedad alto e incluso extremo cuando se quiere que desarrollen raíces aéreas.

En cuanto a los cuidados del Bonsái de Ficus respecto a su poda, es interesante podarlo en verano y primavera. En la temporada estival podaremos para eliminar aquellas ramas y hojas que estén en mal estado, mientras que con la llegada de la primavera se podrá realizar una poda en mayor profundidad para aumentar la cantidad de ramas y reducir el tamaño de las hojas gradualmente.

Es importante abonar el Ficus semanalmente en el verano y cada dos a cuatro semanas en invierno. Además, el alambrado en este género es muy sencillo gracias a su flexibilidad. En el proceso de formación las ramas más fuertes tendrán que situarse en su posición mediante tensores ya que así pueden dejarse en el árbol durante un período de tiempo mucho más largo.

Por último, al tratarse de un Bonsái de iniciación este género tiene una buena resistencia a las plagas. Su principal problema pueden ser los hongos en la zona de las hojas si nos escedemos en la pulverización y la araña roja.

¿Te han servido estos consejos sobre los cuidados del Bonsái de Ficus?¿Tienes otros que te gustaría compartir con nosotros?